jueves, 31 de diciembre de 2015

Book Tag: Año Nuevo





¿Y qué mejor que terminar el año con un balance de lo leído en el 2015 con el Book Tag Año Nuevo?
Tengo que decir que este Book Tag tan típico de estas fechas lo he visto en muchísimos blogs, cómo por ejemplo en Sinsajos de Papel o Muescas de Papel.

¡Comenzamos!

martes, 29 de diciembre de 2015

Reto "Libros Musicales" (2016)



¿Más retos?

¡Por supuesto!... Un año entero es muy largo y cada día puede ser una nueva oportunidad para leer.

El siguiente reto es de Book Eater. Si todavía no conocéis a Beleth, os recomiendo que os paséis por su blog... ¡no os dejará indiferentes!

lunes, 28 de diciembre de 2015

Reto "Libros de Colores" (2016)



Buenos días Leonautas,

Aquí os dejo toda la información de un reto literario bastante conocido:  Libros de Colores (edición 2016).

lunes, 14 de diciembre de 2015

Sorteo de Navidad Nacional e Internacional

Cómo ya os decía en una entrada anterior, estamos en época de sorteos. Es una excelente manera que tienen los bloggers de premiar la fidelidad y participación de sus fans.

Hoy os traigo un sorteo organizado por 4 blogs:

domingo, 13 de diciembre de 2015

Sorteo Navideño

Buenas!

Se acercan las navidades y en muchos blogs literarios se están organizando sorteos para agradecer a los fans su fidelidad y participación. Yo, personalmente, os dejo información sobre el sorteo que organiza Espe del blog "Letras, libros y más", y en el que, por supuesto, ya me he apuntado.




sábado, 12 de diciembre de 2015

Reto navideño 2015/2016


¡¡Reto a la vista!!

Y esta vez se trata de un reto con temática totalmente navideña... lógico, ¿no?.
El reto está organizado por Beleth de Book Eater y consiste, principalmente en leer libros que tengan relación con las fiestas que se acercan desde el 24 de diciembre al 07 de enero (15 días).

sábado, 31 de octubre de 2015

Halloween o cuando el miedo se transforma en juego...




El miedo me paraliza cuando todos a mi alrededor encuentran las huellas donde posar sus pies y seguir caminando... Todos, menos yo.
Se hace presente cuando me siento una extraña en situaciones y con gente de mi día a día.
Y cuando mi interior, que evoluciona en detrimento de mi exterior, a nadie parece importarle.
Sí... También me invade cuando, disfrutando de la compañía de mi soledad... ésta se convierte en mi peor enemiga.
Pero, sobre todo, cuando mi sexto sentido grita, llora y patalea, reclamando mi atención... y opto por no escucharlo. ¿Y por qué iba a hacerlo? Si los otros cinco me aseguran que todo está bien.


¡Pero hoy es Halloween!
En Halloween uno puede jugar con el miedo. Sí, el miedo se transforma en juego. Quizás esta noche pueda reírme con algunos de mis miedos. No sé... Puede que, incluso, pueda superar alguno de ellos.

 ¡FELIZ HALLOWEEN!

domingo, 27 de septiembre de 2015

A Book Tag: Una cena literaria

Sí... hace tiempo que no escribo pero es que el verano ha sido muy caluroso y, en mi caso, un poco agridulce. Pero ya estamos en otoño, y en este época del año es más fácil emprender nuevas metas o continuar con las que se tenían.

Soy consciente de que mi blog no es propiamente un blog literario, pero sí un lugar donde los libros son los protagonistas y hoy os traigo un Book Tag. ¿Y Book qué...? Os estaréis preguntando. Es una especie de juego o reto donde se formulan una serie de preguntas de un determinado tema y cuyas respuestas han de estar relacionadas con los libros. El Book Tag que he escogido ya tiene tiempo pero me ha parecido muy interesante y lo he elegido como el primero de muchos otros que iré realizando más adelante. En este caso se trata de una cena y los invitados serán aquellos personajes literarios que seleccionemos. Lo vi por primera vez en el blog  Buterfly kisses.


jueves, 11 de junio de 2015

Érase una vez...


"El sólo hecho de escuchar la narración de un cuento nos llena de auténtica sabiduría".
Clarissa Pinkola Estés



No hace mucho, me quedé sorprendida con un artículo que explicaba los múltiples beneficios que los cuentos pueden aportar al niño, y se enfatizaba la importancia de leer estos relatos imaginarios desde una temprana edad. A grandes rasgos y resumiendo: se desarrolla la escucha y la paciencia; se estimula la imaginación, la curiosidad, la reflexión; se ejercita el pensamiento y el lenguaje; se fomenta el vinculo entre padres e hijos potenciando el diálogo entre ellos y la empatía; posibilita el interés de la lectura en un futuro; se transmiten valores morales y al identificarse con algunos de los personajes el niño aprende estrategias que le servirán para enfrentarse a sus problemas y miedos.

Ya, a mediados del siglo XX, el psicólogo infantil Bruno Bettelheim, afirmaba que los cuentos, además de divertir, son clave en la educación y aportan importantes mensajes al consciente, preconsciente e inconsciente, convirtiéndose de esta manera en una herramienta terapéutica que ayuda al niño a combatir sus conflictos internos, a crecer y a madurar.


Fotografía de Katerina Plotnikova.
"Para Lewis Carroll, un cuento era un regalo de amor"
Fotografía de Katerina Plotnikova
"Caperucita Roja fue mi primer amor. Tenía la sensación de que si me hubiera casado con Caperucita Roja, habría conocido la felicidad completa" (Charles Dickens)
El cuento como fin terapéutico es el objetivo de la Cuentoterapia. Aunque el término, que acuñó el psicólogo Lorenzo Hernández, es más bien reciente, la disciplina es más bien antigua. En palabras de Lorenzo Hernández: "Con la cuentoterapia aprenderemos a decodificar el lenguaje oculto mágico simbólico de los cuentos en general, bucearemos en nuestro inconsciente por medio del análisis simbólico y de los arquetipos los patrones que den luz y conciencia a nuestro aparato psíquico para hallar soluciones a nuestros problemas vitales".

Fotografía de Katerina Plotnikova
"En los cuentos de hadas, resolver el acertijo, deshacer un nudo, desatar y desenredar significa empezar a comprender algo que hasta entonces nos era desconocido" (Clarissa Pinkola Estés en Mujeres que corren con los lobos)
Hace un par de años una amiga me comentaba que su pareja quedó impactada por un cuento que leyó. Su impacto fue tal, que durante un tiempo, lo leía todas las noches. Personalmente, a mis 37 años me siguen fascinando los cuentos. Todo lo que cae en mis manos en forma de cuento, mito o parábola, lo acabo leyendo. ¿Se puede recurrir a los cuentos para "sanar" a un adulto o ayudarlo con un problema en particular en un momento puntual?
La respuesta es SÍ. De hecho, muchos expertos incluyen los cuentos como parte de la terapia a aplicar.
¿Por qué? ¿Cómo?
Hugh Prather decía que "la mayoría de las palabras nacieron como una descripción del mundo externo, por eso no pueden reflejar lo que ocurre en mi alma". Y Ludwig Wittgenstein afirmaba que aquello que no se puede explicar debe ser contado. Hasta Jorge Bucay, conocido por sus libros de cuentos, decía que éstos servían para dormir a los niños y despertar a los adultos.
Además, desde hace siglos, los grandes filósofos y maestros de la historia, han recurrido a los cuentos para transmitir sus enseñanzas.
Para Clarissa Pinkola Estés, psicoanalista junguiana y <cantadora> (guardiana de los antiguos relatos), cuando escuchamos un cuento "nuestra mente se funde con otra realidad, es decir, otra manera de entender, otra forma de comprensión". El cuento es "el ingrediente más sencillo y accesible para curar. Es una medicina y solo basta con que escuchemos". Y añade: "los cuentos engendran emociones, tristeza, preguntas, anhelos y comprensiones y están repletos de instrucciones que nos guían en medio de las complejidades de la vida" . Pero para ello se "debe de tomar en consideración el momento, el lugar, la situación de la salud o enfermedad de la persona, las exigencias de su vida interior y exterior y toda una serie de factores importantes para poder establecer la clase de medicina (cuento) que se necesita".


 Fotografía de Katerina Plotnikova
"Un cuento bien contado es una perla hecha de complicidad y magia, a veces su hechizo tiene el poder de enamorarnos"(Enrique Mariscal)
Y... ¿qué os parece un pequeño relato para terminar? Lo he extraído del libro "Cuentos para regalar a las personas que aman"
" Según una tradición oriental, se supo que llegaron al cielo la inteligencia, la juventud, la religión, el amor y la sabiduría.
Para que fueran reconocidos por sus virtudes esenciales y así conseguir entrar en el Paraíso, el portero divino les pidió, individualmente, que cada uno de ellos manifestase, con alguna actividad representativa, lo que efectivamente eran.
Así, la inteligencia hizo lo suyo, analizó. La juventud bailó. La religión rezó. El amor abrazó. Y la sabiduría, por último, contó un cuento."
¡¡¡Colorín, Colorado... Este post se ha acabado!!!

Nota: Todas las fotografías aquí expuestas son de la fotógrafa rusa Katerina Plotnikova. Su trabajo, bajo el lema "Another tale about wonderland", lo podréis encontrar en su pagina oficial y en facebook.
http://500px.com/katerina_plotnikova 
https://www.facebook.com/KaterinaPlotnikovaPhotography/timeline


domingo, 17 de mayo de 2015

Inteligencia Estética


"La juventud es feliz porque tiene la capacidad de ver la belleza. Cualquiera que conserve la capacidad de ver la belleza jamás envejece"
Franz Kafka

"Aunque consiguió arrancar muy hermosos junquillos mientras el bote pasaba, había siempre uno más bello que no conseguía alcanzar"
(Alicia a través del espejo)


Al igual que Alicia, yo también me siento atraída por las cosas bonitas. En general, creo que a todos nos gusta rodearnos de cosas bonitas. Cuidamos nuestra imagen, decoramos nuestro hogar para que sea acogedor...
Habrá quién piense que se trata de un rasgo propio de la gente superficial o el resultado de una sociedad que nos induce al materialismo.

Pero no, es algo más.

Desde tiempos remotos el ser humano siempre se ha sentido inclinado la belleza y ha intentado describirla y plasmarla. Un ejemplo lo encontramos en las pinturas halladas en las cuevas de Altamira, que podrían ser fruto de una motivación puramente estética, según algunos expertos.

¿Qué es la belleza? 
Mi intención no es exponer las numerosas teorías que los distintos filósofos, como Platón, Sócrates y Kant, han planteado sobre la belleza durante siglos. El concepto de belleza es más bien complejo, muy complejo. Pero si recurrimos a un diccionario cualquiera, la belleza se define como "cualidades cuya manifestación sensible produce un gozo espiritual y un sentimiento de admiración, libre de toda consideración moral o utilitaria".

Jean- Pierre de Crousaz en su "Tratado de lo bello"  expone que "es preciso que un objeto que merezca el nombre de bello proporcione sentimientos agradables".

A pesar de que no soy una experta en el tema, ya que, como he dicho antes, la tarea para describir la belleza no es fácil, no puedo evitar estar de acuerdo con estas afirmaciones... Así pues, estaréis de acuerdo que la naturaleza es un ejemplo claro de belleza, pero también el rostro de un bebé, la lectura de un relato conmovedor, la arquitectura singular de un edificio, el diseño de un vestido, una pieza musical que nos emociona, el cuerpo de una bailarina de ballet, un objeto para decorar ... Todo ello nos puede proporciona placer, nuestros sentidos se deleitan.

Imagen de Ballerina Project

A medida que indago, me surgen más preguntas... ¿hasta qué punto es importante la belleza para el ser humano?

Según Carlos Fernandez Liria: "Se puede vivir sin justicia, sin verdad y sin belleza. Pero la cuestión es si la vida sigue entonces mereciendo la pena" ... "Frente a la verdad, somos iguales. Ante la justicia, somos libres. Frente a la belleza, nos descubrimos sintiendo que sentimos lo mismo que los demás, nos sentimos, por tanto, fraternos"

Pero es el filósofo y psicoterapeuta Piero Ferrucci quién va más allá y nos habla de "Inteligencia Estética". Para él la belleza es terapéutica e impulsa la expresión creativa, además de ser un elemento clave para la felicidad. Él afirma que "rodearse de belleza es una necesidad vital para todo ser humano y que su privación puede generar depresión, inquietud, una profunda sensación de futilidad, una inexplicable agresividad y la manifestación de diferentes patologías latentes".
En su libro "Belleza para sanar el alma" enumera los distintos beneficios de estar en contacto con la belleza y, de todos ellos, me han sorprendido tres en particular: una capacidad más acentuada para afrontar las relaciones con los demás, una autoestima más sólida y un ansia de vivir mucho más intensa. 
¿Por qué? Porque son tres de los seis pilares que caracterizan una mayor resiliencia y que el psiquiatra Rojas Marcos explica en su libro "Superar la adversidad".

¿Casualidad? No creo en las casualidades.

Resumiendo: "Rodéate de belleza".


jueves, 16 de abril de 2015

Sí, pero no...

"Como terapeuta gestáltico he aprendido la importancia de la aceptación de los diferentes aspectos, la mayoría de las veces opuestos, que constituyen nuestra manera total y completa de ser en el mundo" 
(Jorge Bucay en el El Camino de Shimriti)


¿No te pasa que, en algunas ocasiones, no te entiendes? No te preocupes, a todo el mundo le pasa. Es natural y normal. Tan natural y normal como que el día no existe sin la noche, la bondad sin la maldad, el éxito sin el fracaso... y un largo listado de polaridades que existen y configuran nuestro mundo externo... y el interior, también.

A mí me pasa... y mucho.

Imagen de Ballerina Project

No me gusta la soledad, pero sí estar en compañía de mí misma
Me gustan las palabras "intimar" y "recoveco" pero no su invasión
Me gusta saborear la combinación de lo dulce con lo salado.
Me inspira entrar en una librería, pero no cualquier libro o autor.
Me gusta la complicidad de un secreto y la transparencia de quién no tiene nada que ocultar.
Me gusta soñar despierta, pero no las expectativas.
Me gustan las fotografía en Blanco y Negro y toda la gama de grises que coexisten a la vez en armonía. 
Me relaja pasear por la playa, pero cuando hace frío y viento.
Me encanta la tranquilidad de una tarde de un domingo y el ajetreo de la mañana de un lunes.
Me atraen las ambivalencias pero también las emociones expresadas en su justo equilibrio.
Me gusta la inquietud que es capaz de aquietarse cuando es necesario.